P.G.

Soy paciente del Dr. Umbert desde hace unos 3 meses debido a una Alopecia Areata. Voy a tratar de exponer mi caso.

En octubre de 2013, me apareció una clapa del tamaño de una moneda de 5 céntimos en la parte posterior de la cabeza, al principio no le di mucha importancia, pero al ver que iba aumentando de tamaño acudí a un dermatólogo de la ciudad en la que resido.
Me comentó que era Alopecia Areata, me receto unas pastillas, un champú y una loción de corticoides que debía aplicar en la zona de la clapa.
Al cabo de 1 mes y medio la zona afectada seguia aumentando y empezaba a tener un tamaño de 5cm de diámetro.
Decidí acudir a otro centro dermatológico donde me recetaron una loción más agresiva, pero al cabo de 1 mes más la zona seguía aumentando.
De repente me empezaron a aparecer varias clapas en la parte posterior y los laterales de la cabeza, y solicité una visita con el Dr. Umbert.

Me sorprendió el gran conocimiento que tenía sobre la enfermedad, pues en los otros centros se trataba la Alopecia Areata como algo bastante desconocido.
El primer día me realizaron una biopsia del cabello, así como un análisis de sangre muy extenso.
Desde el principio el Dr.Umbert me hizo ver que la enfermedad la provocaba mi organismo, los últimos 2 años han sido con fuertes presiones laborales, perdidas de familiares cercanos y una continua sensación de “estrés”, causando así un desequilibrio general y la inflamación de mi organismo.
Desde el primer momento el Dr insistió mucho en que el remedio, ya no solo para esta enfermedad, sino para posibles enfermedades futuras, se basa en el ejercicio, la meditación y la alimentación.

Durante estos 3 meses el Dr me ha realizado infiltraciones de vitaminas e inyecciones de cortisona en las zonas afectadas con tal de “engañar” a mi organismo hasta que éste se equilibrase.
He realizado un curso de meditación con Ines Sagué y he cambiado mi alimentación siguiendo los pasos de una nutricionista.
También he empezado a nadar a diario con tubo para relajar la zona cervical.

Actualmente las clapas están casi cubiertas del todo, y he aprendido a tomarme las cosas de otra manera gracias a la meditación.
Es importante la seguridad que transmite el Dr Umbert al ver que sabe de lo que está hablando y al proporcionarme artículos e información sobre lo que me está sucediendo.
Han sido unos meses duros, la enfermedad es algo difícil de llevar, sobretodo si no puedes ocultar las zonas de calvicie, pero al empezar a ver una mejora relativamente rápido después de acudir al Dr Umbert el modo de afrontarlo es más fácil. Dejas de preocuparte por no saber lo que te ocurre o si vas a perder todo el pelo y empiezas a ver que vas mejorando y con el tiempo, las clapas estarán cubiertas del todo.

Pasar por este proceso me ha enseñado a ver la vida de otra manera y a afrontar los problemas de un modo distinto, a ponerme en forma, y cuidar mi alimentación.

Opiniones

Más testimonios